La poesía abúlica de los sin tiempo.

Me gustaría saber idiomas pero no estoy por esforzarme en ir a una academia
Me gustaría conducir un coche pero no estoy por esforzarme en sacarme el carnet
Me gustaría tener un cuerpo mejor pero no estoy por el esfuerzo de hacer dietas
Me gustaría hacer mejor mi trabajo pero no estoy por el esfuerzo y hago un mero trámite
Haga lo que haga no vale la pena ya que al final me voy a morir y el esfuerzo no valdrá para nada
.

Poema abúlico de un foro de internet

Desgraciadamente el estado que describen las líneas superiores es bastante común en nuestra sociedad. Creo que  nosotros como individuos lo hemos experimentado en algún momento, extrayendo los filósofos unas conclusiones de esto. Pero lo que parece claro es que es la primera toma de contacto con la única verdad posible y necesaria, la de que todos al final vamos a morir.

Camus decía en El mito de Sísifo que el verdadero problema de la filosofía y los filósofos era cómo evitar el suicidio si la vida era un absurdo. Si no existía nada más allá de nosotros mismos, para qué seguir viviendo y no suicidarse ahora. Pensaba en la suerte de los creyentes, que hipotecaban su libertad en la vida a cargo de una nada que no existe, por hacer el esfuerzo de cumplir una leyes del más allá y no ser arrastrados por el absurdo. La opción era libertad e infelicidad o esclavitud y posibilidad de premio. Camus escogió la libertad.

La abulia es la falta de voluntad y deseo por algo, que se manifiesta en esa falta de esfuerzo por conseguir algo. La voluntad está directamente relacionada con el futuro o suponer que dentro de una acción hay un fin. Schopenhauer basó toda su filosofía en hacer comprensible que la voluntad es la fuerza que mueve toda naturaleza, y por tanto, la del hombre, objetivada en este en el cuerpo. El cuerpo es espacio, tiempo y causalidad, y entender el tiempo de la voluntad objetivada es comprender que esta es duración en el hombre y no eternidad. La voluntad en la eternidad es imposible de representar y entender a menos que se objetive como pasado, presente y futuro en un hombre concreto. Por tanto, la voluntad entendida y objetivada no es de la sociedad ni de la colectividad, sino de cada uno de nosotros y particular a uno mismo. Entonces, el problema del suicidio lo tenemos que resolver cada uno de nosotros en el momento que aparezcan las primeras estrofas de la abulia, que es el comienzo de la náusea existencial.

En el abúlico no existe el tiempo porque no hay futuro y sin futuro ni el presente ni el pasado se suceden y aparecen. Por tanto, no hay tiempo propio y lo único que surge es un presente continuo, como el tiempo de la eternidad, que ahoga al ser en su inmensidad. La inmensidad de la nada que es lo eterno, estática, ya que lo EXTático es salir de ese no ser eterno para moverse en el tiempo. Y para ello hace falta el esfuerzo, el Trieb de Fichte que es parte del impulso del Yo general en el yo individual.

Sartre encontró la solución en la libertad, ya que podía ser libre de escoger el tiempo de su propia muerte, al problema de la náusea. Camus la encontró en disfrutar de las pequeñas cosas que ofrece la vida, de las experiencias cotidianas, pero está claro que como seres individuales que somos antes que colectivos, disponemos de nuestro propio tiempo. Por tanto la solución tiene que partir de cada uno de nosotros, saliendo de lo estático para entrar en la dinámica de lo EXTático, salir del éstasis de la eternidad para entrar en el proyecto de cada vida particular. Díficil y complicada aventura de duración incierta.

Un saludo desde la Hora Española

3 Comentarios

  1. muy buena la entrada!!! ….

    Responder
  2. Gracias a todos por esta entrada al blog, ya que es basntate dificil encontrar una web dedicada a este tema. Gracias!

    Responder
  3. Hola Bitooñi:
    Gracias por tus palabras y por tus palabras de aliento al blog
    Un saludo

    Responder

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>